7 de marzo de 2011

Para qué sirven los libros (1): el libro como material artístico

A veces, cuando veo los montones de libros que se encaraman unos sobre otros en mi librería, como buscando la salida, rebeldes a mi esfuerzo racionalista con que intento encasillarlos en unas estanterías claustrofóbicas, pienso en aquello que de no hay nada más feo que una biblioteca en uso. Luego me arrepiento y, forzando un poco la mirada, lo veo todo como un cuadro impresionista.

Y eso es lo que hay que hacer. Entender cada libro como una pincelada. Cada tejuelo como un pixel. Cada enciclopedia como un bloque puro de carrara. Vean en esta página de facebook algunos ejemplos a cual más hermoso y original: