26 de mayo de 2011

La venta de libros por internet

Decían que las nuevas tecnologías acabarían con los libros en papel. No sabemos dónde acabará todo esto pero por ahora la tecnología de internet está facilitando la circulación de los libros de una forma impensable hace tan solo diez o quince años. No se cuál será la proporción en otras librerías pero en mi caso la venta por correo originada por internet supone más de la mitad de mis ventas. La venta en directo, en la tienda o en ferias, va a menos. Es una pena. Pero va a menos.

Al fin y al cabo internet supone, especialmente para las librerías de viejo, un escaparate inmenso mediante el que miles de títulos salen a la luz, al alcance de cualquiera, las veinticuatro horas al día y todos los días del año. Un efecto secundario de internet está siendo la equiparación progresiva de todos los precios -en ocasiones también una bajada sustancial- cosa que es buena para el bibliófilo.

Desde el mismo nacimiento de LIBROS CON HISTORIA allá por 1998, supe que internet iba a ser un medio imprescindible. Me gustaría volver a ver la primera página web de librosconhistoria.com. Entonces me parecía maravillosa -y lo era- pero supongo que hoy nos sorprendería su apariencia ingenua, con una estética acorde a mi primer teléfono móvil tamaño zapato.

En su momento fui de los primeros (el número 7) en darme de alta en IBERLIBRO.COM (la empresa pionera en España en ofrecer un catálogo colectivo de librerías, que fue comprada por ABEBOOKS, y que últimamente ha sido engullida -aunque esto es menos conocido- por el monstruo AMAZON). A día de hoy sigo en IBERLIBRO.COM, y he de reconocer que funciona bien, pero ya se sabe cómo son estas grandes compañías sin corazón. El punto bohemio del librero anticuario nota que le falta algo.

Por eso me sumé en cuanto pude al exitoso proyecto de UNILIBER.COM que basado en una asociación profesional de libreros ofrece un plus de profesionalidad que no tienen otros portales por dos razones:
- porque UNILIBER, es nuestro, de los libreros.

- porque UNILIBER, más que una acumulación de libros es una unión de librerías.

Y así hemos llegado al momento actual en el que las redes sociales amenazan con la saturación. Tanto blog, tanto feisbuc, tanto tuiter... Tómese un respiro, salga a la calle, entre en una librería de viejo, hojee tranquilamente, busque, descubra... y ¡decídase a comprar algo hombre!, porque dicen que da mala suerte salir sin comprar al menos un libro (corra la voz).